Método AIDA: Qué es y cómo aplicarlo

Método AIDA: Qué es y cómo aplicarlo

El método AIDA es un modelo clásico de marketing que a día de hoy se sigue utilizando. Es un método que todavía se aplica para redactar páginas de venta, emails y anuncios. Por lo tanto, si piensas que este modelo AIDA está desfasado, te equivocas. Sigue teniendo la misma efectividad que tenía años atrás. Eso sí, siempre que se esté aplicando de la forma correcta. Podemos relacionarla con el embudo de ventas y las fases del proceso de compra.

En este artículo, te vamos a explicar cómo puedes aplicarlo en tus estrategias de marketing digital. No te lo pierdas.

¿Qué es el método AIDA?

Pues bien, el método AIDA es una técnica de ventas basada en identificar las diferentes fases de la venta por la que un usuario pasa desde que conoce la marca hasta que realiza la acción (compra).

Se utiliza la terminología AIDA porque es un acrónimo que procede de términos anglosajones:

Attention (Atención)
Interest (Interés)
Desire (Deseo)
Action (Acción)

Podemos catalogarla como una técnica de ventas muy efectiva y no solo para páginas de ventas y correos sino que para hacer anuncios es muy importante para que las personas hagan clic.

¿Cómo funciona el método AIDA?

Para saber cómo funciona el método AIDA y cuál es su objetivo lo primero es conocer el proceso de compra que realiza el consumidor.

Cuando hablamos de proceso de compra nos referimos a las etapas por las que pasa desde que se da cuenta de una necesidad hasta que la resuelve mediante la compra de un producto y servicio. Con lo cual, este proceso tiene las siguientes etapas:

  • Awareness: en esta etapa es cuando la persona se da cuenta que tiene un problema, necesidad o deseo, que necesita resolver.
  • Investigación: una vez pasa la etapa de awareness la persona empieza a buscar información relacionado con su problema.
  • Decisión: cuando tiene toda la información necesaria realiza comparaciones entre las diferentes alternativas que pueden resolver su necesidad.
  • Acción: realiza la compra.

Por lo tanto, si te fijas el proceso de compra está directamente relacionado con el método AIDA. A continuación, te lo especificamos más claramente.

Attention = Awareness
Interest = Investigación
Desire = Decisión
Action = Acción

Con lo cual, como podemos ver el primer paso es llamar la atención de la persona y hacerle ver que tiene un problema o necesidad.

Posteriormente, debemos despertar su interés en ese problema y convencerle que somos la mejor solución frente a las alternativas y, así, realice la acción de compra.

Por lo tanto, como puedes ver, el principal objetivo es conseguir cerrar la venta.

Aplicación del método AIDA en marketing

Después de toda la explicación anterior, ya tendrás bastante claro en que consiste y para qué sirve el modelo AIDA. Por lo tanto, tienes clara la teórica pero ¿y la práctica? Pues en este apartado vamos a pasar a trabajar las 4 fases del modelo AIDA de forma práctica.

Atención

Cada día somos bombardeados por miles de impactos publicitarios. Con lo cual llamar la atención de las personas va a ser imprescindible porque si no consigues captar su atención, no vas a vender.

Tenemos que saber cuál es la motivación que lleva a una persona a realizar una compra. Por lo tanto, es esencial definir una propuesta de valor diferencial y crear título realmente llamativos.

Interés

Imagínate que ya hemos captado la atención del cliente y tenemos que ganarnos su interés. Por lo tanto, es el momento perfecto para hacer hincapié en que somos la solución para sus problemas y transmitirle que lo entendemos.

En esta etapa tenemos que tratar de empatizar con el público objetivo y demostrarle que sabemos por la situación que está pasando. Para saber si realmente estamos despertando el interés de nuestros clientes es importante poner atención a dos métricas:

  • Número de páginas vistas
  • Tiempo de permanencia

Si has conseguido despertar el interés de esas personas querrán saber más de ti y, por lo tanto, pasarán mucho más tiempo leyendo la página de ventas o visitando otras en busca de más información.

Nuestra recomendación es que crees objetivos en Google Analytics. Además, es interesante que compares diferentes periodos para ver si los objetivos mejoran o empeoran.

Deseo

En esta etapa tenemos que ofrecer la solución a sus problemas. Por lo tanto, es muy importante que tu cliente entienda que conoces perfectamente los problemas que tiene y que tú eres la mejor solución.

En este momento es necesario saber cuál es el efecto transformador de ese producto. Es decir, como vamos a conseguir que el cliente pase del punto A al punto B.

Aquí es esencial resaltar todos los beneficios que van a conseguir si te compran y, por supuesto, crear una oferta a la que no se puedan resistir.

En este punto también entra en juego el precio ya que dependiendo de lo que cueste tu producto o servicio las personas necesitaran ver más veces tu página de ventas para tomar la decisión.

Acción

Llegamos a la etapa más deseada por todos. Es la hora del cierre de ventas. Es en este punto donde debemos crear llamadas a la acción llamativas (Call To Action) que les diga a las personas la acción que tienen que llevar a cabo.

Algunas de las palabras que mejor funcionan son: únete, regístrate, descárgate, apúntate, llama…

Para darle más sensación de urgencia a estas palabras se pueden acompañar de las expresiones como «YA», «AHORA», «HOY»…

Las persona tomamos las decisiones de compra cuando nos meten urgencia y notamos que no nos podemos quedar sin el producto.

metodo aida

Con todo esto, ya tienes explicado el paso a paso del método AIDA. Como ves, aplicando cada paso puedes conseguir el objetivo que deseas. Esperamos que te haya servido de ayuda este artículo. Si tienes cualquier duda, puedes ponerte en contacto con nosotros. Estaremos encantados de poder ayudarte en lo que sea necesario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.